Diputados y Gobernador trabajan juntos para descontaminar Coyhaique

Coyhaique-. Los diputados Aracely Leuquén, René Alinco y Miguel Ángel Calisto junto al gobernador provincial de Coyhaique, Pablo Galilea, reafirmaron su compromiso para trabajar unidos en torno al principal problema que Coyhaique tiene, la contaminación atmosférica y su peor impacto, la mala calidad del aire. 

A pesar de las distintas visiones que cada uno tiene, acordaron la necesidad de unir fuerzas para impulsar cambios estructurales para descontaminar en el más breve plazo la capital regional. En este sentido, coincidieron en soluciones como el cambio de la matriz energética, el uso de energías renovables no convencionales, la calefacción distrital y el uso de combustibles más limpios, como gas o parafina, para lo cual se debe ir trabajando para su implementación. 

El gobernador comentó a los parlamentarios que en una reunión sostenida con la ministra de Medio Ambiente, Carolina Schmidt, le reiteró el compromiso del gobierno del Presidente Piñera con la descontaminación de Coyhaique y le manifestó su interés de hacer una pronta visita a la región para informar de los avances y  futuros planes de acción en esta materia.

Galilea destacó también el compromiso del ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg de entregar mil nuevos subsidios de aislación térmica durante el presente año, cifra que triplicaría la de años anteriores, lo que se suma la entrega de 5.000 metros cúbicos de leña cada vez más seca y la asignación de 2.500 millones de pesos de parte del Gobierno Regional para el programa de recambio de calefactores que este año incluirá dispositivos eléctricos.  Esta última incorporación se consolidó gracias al plan piloto de calefacción eléctrica que se implementó en algunas casas y que ha entregado auspiciosos resultados de confort y precio.

La diputada Aracely Leuquén, quien valoró las gestiones del gobernador por sumar la voluntad de autoridades políticas y parlamentarias, señaló que “en nuestra legítima diferencia entendemos que la descontaminación de Coyhaique es un objetivo que nos debe unir. Hemos comprometido gestiones para apoyar al gobierno en esta cruzada porque todos podemos aportar frente al difícil escenario de la contaminación que se avecina con el invierno en la Patagonia”. 

Por su parte el diputado Miguel Ángel Calisto coincidió en el diagnóstico del grave problema medio ambiental y aseguró que la solución “va a depender principalmente de las medidas que tomemos para lo cual le expuse al Gobernador la necesidad de desburocratizar la entrega de los subsidios térmicos a las distintas familias que tienen que esperar mucho tiempo y tienen complicaciones para la regularización de sus viviendas para lo que en el Congreso aprobamos la denominada Ley del Mono para flexibilizar esta normativa”.

En la misma línea, el parlamentario manifestó que “buscamos que el recambio de calefactores sea de mayor cantidad anualmente lo que permitirá ver resultados evidentes en nuestras ciudades, principalmente en la capital regional y aseguró estar disponible para trabajar en la solución del problema que no se resolverá “de la noche a la mañana” lo que requiere todo nuestro esfuerzo con cambios en el Congreso y también desde el Ejecutivo que le corresponde ejecutar el Plan de Descontaminación que esperamos salga lo antes posible para que así podamos tener mejores índices que permita a la gente vivir mejor”.

En tanto el diputado René Alinco, resaltó que la unidad  hace la fuerza y que si los parlamentarios “contamos con las autoridades del Ejecutivo, en esta caso con el gobernador de Coyhaique me parece fantástico. Esto significa que estamos en el mismo camino”. “Estoy dispuesto a cooperar en el Congreso para que busquemos una solución rápida”, resaltó.

“Lamento que la mesa regional por la descontaminación esté prácticamente desarticulada  porque tendría que haber entregado su resolución en diciembre pasado. Lo que pretendemos es que junto al Gobernador nos reunamos con las ministras de Medio Ambiente y Energía y con los que sea necesario para que por lo menos esta año se nos entregue un subsidio para los combustibles que se usan para la calefacción, estos son,  parafina, gas, electricidad y  pellet. Por lo menos un 50% de rebaja para habitantes de Coyhaique, Puerto Aysén y Cochrane por algunos meses y en forma transversal porque todos respiramos el mismo aire”, concluyó Alinco.

Finalmente los parlamentarios y el gobernador hicieron un llamado para que todos sin distinciones se hagan responsables de este problema y contribuyan sin mezquindades a la solución del mismo. 

 

Fuente: https://www.eldivisadero.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This